Your baby is the size of a pear

Cada semana hay un cambio en el desarrollo de tu guagua y ésta no es la excepción. Nos alegra contarte que ahora tu guagüita tiene el tamaño de una pera, ¡está creciendo muy rápido! Sigue leyendo y descubre qué otros cambios tendrá durante este periodo, ¡te sorprenderás!

Desarrollo de la guagua en tus 17 semanas de embarazo

¿Niña o niño? 

Es en esta semana cuando, en caso de tener una niña, se desarrolla un conjunto especial de tejidos dentro del útero y la vagina. Pero en caso de ser niño, esos mismos tejidos comenzarán a desarrollar el pene, mientras tanto, la próstata ha comenzado a tomar forma. 

Es importante que sepas que las células recientemente formadas que segregan testosterona son clave en estos desarrollos

La placenta 

La placenta, ¡sí! la que provee de nutrientes y oxígeno y permite la eliminación de desechos, continúa en crecimiento para alojar a tu guagua. Tanto que ahora contiene miles de vasos sanguíneos que transportan oxígeno y nutrientes desde tu cuerpo hacia el de tu guagüita en crecimiento. 

Piel más gruesa 

En este periodo, el desarrollo de tu guagua se ve marcado por la formación del tejido adiposo que ayudará a preservar energía y calor, además que protegerá sus órganos. 

Tus síntomas en las 17 semanas de embarazo

Cambios en tu cuerpo 

Muy probablemente has percibido que tu cuerpo ha cambiado, en particular tus pechos lo han hecho y esto es normal. Todo es debido a que las hormonas están preparando tus pechos para la producción de leche; además la irrigación de sangre es mayor y las glándulas que producen la leche crecen y se preparan para amamantar. 

Es por ello que el tamaño de tus pechos ha incrementado, por ejemplo muchas mujeres embarazadas aumentan uno o dos números el tamaño de las copas de su sostén, lo recomendable es que compres los sostenes adecuados de varios tamaños para que se ajusten al crecimiento de tus pechos durante el embarazo. 

Dolor en la espalda 

El dolor en la espalda, en la región lumbar puede ser muy común durante esta fase de tu embarazo, esto ocurre debido al crecimiento del vientre y al aumento de la curvatura de la columna, lo que puede comprimir el nervio ciático. 

Por otro lado, este cambio en la curvatura de la columna puede alterar el centro de gravedad de tu cuerpo, por lo que puedes perder un poco el equilibrio corporal. 

Las hemorroides

Las hemorroides son venas del recto que se han dilatado excesivamente a causa del aumento del volumen y flujo sanguíneo en la zona de la pelvis. Si eres propensa a las venas varicosas o si has tenido hemorroides en un embarazo anterior, es probable que te ocurra nuevamente. 

¿La mejor estrategia de prevención? Dieta rica en fibras, mucha agua y ejercicio regular. Aprende consejos para una dieta saludable durante el embarazo

¿Amniocentesis? 

Si debes hacerte la prueba de amniocentesis, es muy probable que la hagas pronto porque los médicos recomiendan hacerla antes de la semana 18 de embarazo. Y es que este examen es el único método más adecuado para identificar defectos congénitos, pero no es una prueba que deban hacerse todas las embarazadas. 

Recordemos que una amniocentesis es un procedimiento en el que se obtiene una pequeña muestra del líquido amniótico que rodea a tu guagua, lo cual ayuda a diagnosticar trastornos cromosómicos y defectos del tubo neural abierto (DTNA), como la espina bífida. 

Buenos consejos para mamá 

  1. Evita el consumo de alcohol, recuerda que tu guagua no puede procesarlo como tú, y puede afectar gravemente a su desarrollo. 

  2. ¿Quieres saber la probable fecha en que tengas a tu guagua en tus brazos? Descúbrela en nuestra Calculadora de Embarazo Pampers®

  3. Continúa con las consultas prenatales y sigue detalladamente las recomendaciones de tu médico. 

Frase emotiva: Estado Civil: Enamorados de una guagua que aún no conocemos… ¡Y Pampers® la cuidará contigo!

Fuentes

Sobre el contenido aquí publicado

La información de este artículo se basa en las recomendaciones de expertos que se encuentran en fuentes rigurosas: médicas, institucionales y/o gubernamentales. En ninguna circunstancia, el contenido de esta página debe reemplazar las sugerencias médicas y/o de especialistas. Es responsabilidad del lector siempre acudir a los profesionales para obtener orientación precisa. Para más información de nuestros lineamientos editoriales, consulta el apartado Ética Editorial de Pampers®.